CIUDAD VICTORIA, Tamaulipas.- La Junta Local del INE en Tamaulipas (INE) y el Instituto Electoral de Tamaulipas (IETAM), realizarán diversas actividades de acompañamiento a fin de no sufrir  afectaciones  con motivo  de la pandemia  propiciada  por el COVID-19 con miras a la elección concurrente.

Esto, con el fin de garantizar diversas actividades de coordinación para adoptar todas las medidas que protejan la salud que integran ambos organismos desconcentrados.

Entre las metas alcanzar es presenciar las diferentes fases del proceso de reclutamiento, selección, capacitación de las y los Supervisores Electorales y Capacitadores-Asistentes Electorales, así como la utilización de las oficinas que ocupan los consejos distritales y municipales del IETAM para las diferentes actividades de asistencia electoral.

De igual manera, los órganos desconcentrados del IETAM  acompañarán los recorridos para la ubicación de casillas y su equipamiento, participando además   de manera conjunta en la integración de las mesas directivas de casillas.

Asimismo, se promoverá la participación ciudadana como observadoras y observadores electorales, el ejercicio del voto en las elecciones en las que se habrá de renovar el Honorable Congreso de la Unión.

Así como las 36 diputaciones locales (22 por el principio de mayoría relativa y 14 por el principio de representación proporcional) y la integración de los 43 ayuntamientos en el Estado.

Otra de las metas alcanzar es acordar lo conducente durante la jornada electoral para la resolución de incidentes de conformidad con las reglas establecidas en el Convenio General, así como la asesoría y capacitación de la estructura operativa sobre las reglas para la celebración de las sesiones de los cómputos distritales y municipales, entre otras.

Con esta serie de directrices que desarrollen de manera conjunta en cada ámbito de competencias de ambos organismos electorales, se podrá elevar la calidad y la eficiencia en la organización y operación del presente proceso electoral, optimizando los recursos humanos y materiales, bajo el estricto apego al marco constitucional y legal aplicable desde que se firmó el Convenio General de Coordinación, suscrito en septiembre del año 2020.