Agencias

MISSION, Texas.- Un incidente de violencia doméstica en una residencia en Mission culminó con la muerte del sospechoso y con dos personas heridas.

De acuerdo con la policía de Mission, el sospechoso fue identificado como Gabriel Salinas, de 39 años, comisionado de Sullivan, quien contaba con historial de cargos y arresto por agresión.

El jefe de policía de Mission, Robert Domínguez, detalló que Salinas fue encontrado muerto dentro de la casa con heridas de bala, no estaba claro si las heridas fueron autoinfligidas o causadas por la policía.

Mientras tanto, una mujer que fue transportada a un hospital local y permanece en estado crítico.

Y es que el enfrentamiento con la policía duró cerca de cinco horas.

Los reportes indican que un vecino llamó a la policía después de que la novia de 39 años de Salinas se presentara a su casa “sangrando profusamente”, mostrando varias laceraciones causadas por un cuchillo o un machete.

Dos policías trataron de acercarse a la casa en la cuadra 1400 de Viejo Lane a través de un garaje después de contactar a la víctima. Cuando se acercaron a la casa, su hijo de 4 años se les acercó, visiblemente herido y fue  enviado a un hospital con sangrado alrededor de la cabeza.

Los negociadores de la policía intentaron hablar con Salinas y alentarlo a salir de la residencia, peri fue en vano. Usando un robot, la policía pudo abrir una puerta dentro de la residencia y observar el cuerpo de Salinas con sangre en las cercanías.

“Creo que murió como resultado de ser golpeado entre (el intercambio de disparos)”, dijo Domínguez, señalando que tres policías descargaron sus armas: dos policías de Mission  y un ayudante del sheriff del Condado de Hidalgo.

Dijo que los Rangers de Texas se habían hecho cargo de la investigación, que fue confirmada el viernes por la mañana por la portavoz de DPS, Maria Montalvo. Este es el protocolo típico cuando hay un tiroteo involucrado por un oficial, dijo Domínguez.