CIUDAD DE MÉXICO.- Shakira vendió los derechos de su catálogo musical, de 145 canciones, a la compañía Hipgnosis Songs Fund.

La colombiana se suma una lista creciente de músicos, como Bob Dylan, Neil Young o Lindsay Buckingham, ex miembro de Fleetwood Mac, que han buscado monetizar sus discografías, debido a que la pandemia ha eliminado las ganacias por los conciertos en vivo.

“A los 8 años, mucho antes de cantar, escribí para darle sentido al mundo. Cada canción es un reflejo de la persona que era en el momento en que la escribí, pero una vez que una canción sale al mundo, no sólo me pertenece a mí, sino también a quienes la aprecian”, dijo la cantante en un comunicado.

Hipgnosis Songs Fund es una compañía británica de gestión de canciones e inversión en propiedad intelectual de música cofundada en 2018 por Nile Rodgers y Merck Mercuriadis, quien en su momento dirigió la carrera de figuras como Beyoncé o Elton John.

“Me siento honrada de que escribir canciones me haya dado el privilegio de comunicarme con los demás, de ser parte de algo más grande que yo.

“Sé que Hipgnosis será un gran hogar para mi catálogo y estoy muy feliz de asociarme con esta compañía dirigida por Merck, que realmente valora a los artistas y sus creaciones y es un aliado para los compositores (…) que se preocupan profundamente por la vida continua de sus canciones”, agregó.

Sin ofrecer cifras del montante de la operación, la empresa confirmó a través de las redes sociales la incorporación de Shakira a su catálogo, del que ya forman parte Dave Stewart (Eurythmics), Debbie Harry (Blondie), Chryssie Hynde (Pretenders), The Chainsmokers o Mark Ronson.

Hace unos días, la firma también se hizo del 50 por ciento de los derechos sobre el repertorio de Neil Young, unas mil 180 canciones por cerca de 50 millones de dólares, según informó una fuente de la industria a la revista Variety.

El flujo de estos movimientos se ha incrementado notablemente en las últimas semanas por parte de varios compositores. En diciembre, Bob Dylan anunció que vendía sus derechos sobre unas 600 canciones al grupo Universal Music Publishing por una cantidad cercana a unos 304 millones de dólares.

De acuerdo con algunos expertos, estas operaciones tendrían que ver con el parón de las giras a consecuencia de la contingencia sanitaria y, por otro lado, con la llegada a la Casa Blanca del demócrata Joe Biden y el posible aumento de los impuestos que gravan el incremento de capital.

El mayor interés de los fondos por invertir en este campo tendría que ver con el papel predominante que han comenzado a jugar las plataformas de streaming, en las que ya no solo se monetizan las novedades, sino también las canciones de repertorio, especialmente los grandes éxitos, ahora con una vida más larga o renovada.

Según una estimación que publicó The Wall Street Journal, los catálogos musicales se están revalorizando año a año hasta el punto que un repertorio por el que se pudo pagar 50 mil dólares podría llegar a estar valorado en millones actualmente.

 La propia Hipgnosis Songs confirmó algunos de estos argumentos al dar la bienvenida a Shakira.

“Es una creadora excelente que ha marcado el camino desde lo que fue un gran éxito físico hasta ahora tener un mayor éxito en streaming que la mayoría de sus colegas contemporáneos. Es maravilloso para nosotros dar la bienvenida a la reina de la música latina y mucho más”.

Agencia Reforma