El gobernador de Texas, Greg Abbott, anunció que la entidad recibió una subvención federal de $ 16.2 millones para ayudar a las comunidades a proporcionar comidas a las personas mayores.

El estímulo económico proviene de la Administración para la Vida Comunitaria del Departamento de Salud y Servicios Humanos, y es parte de un plan de $250 millones delineado en la Ley de Primer Respuesta al Coronavirus, promulgada el 18 de marzo por el presidente Donald Trump.

“Esta subvención es especialmente oportuna dado el número desproporcionadamente alto que COVID-19 ha estado cobrando a las personas mayores en todo el mundo”, dijo el gobernador Abbott.

“Dado que las medidas de distanciamiento social limitan cada vez más y de manera apropiada la movilidad social de las personas, es imperativo que los medios alternativos para alimentar a los adultos mayores de nuestro estado, como Meals on Wheels, reciban recursos adicionales para manejar la creciente necesidad”, dijo.